EN LA DISCO CONOCI A LA DIOSA DEL SEXO CLAUDIA PORTOCARRERO XXX

Una noche fría de setiembre, en la que con un grupo de amigos decidimos ir a celebrar el cumpleaños de una de las chicas de la oficina, viví una de las experiencias más excitantes de mi vida cuando en una disco conocía a claudia portocarrero xxx una diosa del sexo.

Yo y otros tres amigos nos juntamos para ir calentando motores en un bar antes de ir a la discoteca. Luego de sazonarnos como se debe fuimos directos a la disco donde habíamos quedado con la gente. Una vez dentro, vi cerca de la pista un grupo de tres chicas que estaban bastante bien y además estaban solas. Una de ellas era claudia portocarrero xxx.

Como estábamos empilados por las cervezas en el bar pasamos de frente al ataque y las sacamos a bailar. Ese mix que puso el DJ duro como una hora, en donde intercambiamos palabras, risas y miradas cómplices entre los seis. Pude notar entonces que claudia portocarrero xxx no solo era bonita de cara y de cuerpo sino que bailaba como una profesional.

Luego de ese primer baile nos fuimos todos a una mesa para compartir la noche. Pasamos antes un momento al baño y allí empezó una conversación entre nosotros de lo que yo saque las siguientes conclusiones:

1- La chica de los pantalones blancos que dejan ver su bonita tanga y un culito perfecto me pone.

2- Se llama claudia portocarrero xxx.

3- Tiene 22 años, uno menos que yo.

4- Es secretaria en una importante empresa constructora.

5- Vive sola.

Luego de varias jarras y ver como mis amigos se acercaban a ella intentando afanarla, mi orgullo de hombre despertó. No podía dejar que esa preciosura se me escape. Entonces la saque a bailar una salsa que estaban pasando en ese momento. Una vez en la pista la cogí bien como para que no se me escape, ella no se resistía e incluso me sonreía mientras conversábamos. Me lancé a entonces con una declaración informal. “claudia portocarrero xxx, me gustas, pero si tu no estas interesada en mí, dímelo ahora para no remar contra corriente”.

Ella puso cara de sorpresa y luego me sonrió. Me dijo que por ahora queria bailar conmigo, pero que más adelante no sabía qué podría querer y se fue al baño con sus amigas dejándome en los labios el sabor de un beso robado. Luego de unos ¡¡20 minutos!! volvieron de los servicios y entonces me la lleve a un lado para seguir con la plática con más calma y sin la música. La conversación entonces llego a una pregunta “claudia portocarrero xxx, ¿te gusto?”, ella respondió “me pareces atractivo, pero no quiero nada serio” eso fue música para mis oídos.

Volvimos a la mesa con el grupo y seguimos bailando, aunque ahora nuestras miradas se cruzaban cada vez más y podía ver la picardía en el brillo de sus ojos. Ya casi al amanecer, cuando empezaban a cerrar la discoteca, me abrazó y empezó a besarme. Salimos con sus dos amigas y no sé lo que pasó, solo sé que estuvimos mucho rato parados en la puerta de la disco. La verdad es que no sé lo que pasó porque mientras tanto claudia portocarrero xxx y yo nos dejábamos llevar por la pasión que desataban nuestros besos.

Luego de varios minutos de besos salvajes ella se alejó y con un suspiro me dijo que si seguía así me tendría que encerrar en su habitación. Le pregunté si era una amenaza o una promesa y me contestó que si yo quería podía ser una promesa. Evidentemente, dije el “Sí, quiero” más sincero de mi vida. Mientras le decía en la oreja lo que le iba a hacer una vez que lleguemos a su cuarto, nos apoyamos en la parte de atrás de un auto donde claudia portocarrero xxx empezó a acariciarme la entrepierna y luego sus manos se deslizaron por dentro de mis pantalones para masturbarme. Yo pasé mis manos bajo su camiseta y empecé a acariciarle los pezones que se le habían puesto duros de la excitación.

Camino a su casa en el taxi claudia portocarrero xxx me besaba de una forma que nadie lo había hecho realmente sentí que solo con sus besos podría venirme. Al llegar a su casa me lleva directo a su cuarto y me sienta en su cama. Se quita los zapatos y yo le bajo los pantalones y su tanga que estaba toda húmeda. La deje solo con su blusa y me empuja sobre la cama, me desabrocha la camisa y empieza a lamerme el pecho, a morderme las tetillas y siguió bajando.

Luego de pelear un poco con mi correa, consigue sacarme los pantalones y empieza a chupármela como una experta. Por Dios, que boca tiene claudia portocarrero xxx. Luego de ello me miro con cara de morbosa y se sentó sobre mi estómago, se levantó un poco como para que la penetrara, pero yo me deslicé hacia abajo y le empecé a lamer su conchita. Notaba como se angustiaba de placer con mis caricias. Cuando ya la sentí muy caliente, volví a subir, le quité la blusa y se la empuje con todo.

Ella botaba sobre mí como si cabalgase sobre un potro salvaje, se movía adelante y atrás, a un lado y a otro. Al poco rato sentí que gemía y suspiraba con más ansiedad como si hubiera llegado al orgasmo. La gire sobre mí y la puse debajo mía para seguir bombeándola. Sus piernas se enrollaron a mi cintura, estaba atrapado, claudia portocarrero xxx no me dejaria escapar hasta que la deje satisfecha.

Luego de unos minutos así, ella me sacó la pieza de su conchita totalmente húmeda y se dio la vuelta, se puso en cuatro patas y se abrió el coño con la mano. Me puse en posición y la volví a penetrar en esa posición, que al parecer es su favorita, hasta que se vino por segunda vez. Me tire boca abajo totalmente cansado y claudia portocarrero xxx empezó a hacerme un masaje en la espalda. Me pregunto si me estaba durmiendo y yo le dije que ella tenía el secreto para mantenerme despierto.

Se fue a buscar unas toallas para limpiarnos y se recostó de lado junto a mí. Al ver así a claudia portocarrero xxx, tan tierna y sensual, volví a excitarme, le separé las piernas y empecé a introducirle mis dedos por la vagina, inspeccionándola a fondo, recorriendo todos sus rincones en busca de su placer. Entonces se volvió a incorporar apoyando las manos en la pared y se la volví a meter con más intensidad. Ella alcanzó su tercer orgasmo entre gemidos cada vez más fuertes, luego me tiro a la cama y me siguió masturbando y chupándomela por ratos.

Esa fue una de las mejores noches de mi vida, se lo dije a claudia portocarrero xxx quien también coincidió conmigo en que la paso de lo mejor conmigo en la cama. Quedamos en vernos nuevamente para repetir la faena, total ella no quiere compromisos sino pasarla bien. Yo feliz de que sea así.

Destacados


























































































Be the first to comment on "EN LA DISCO CONOCI A LA DIOSA DEL SEXO CLAUDIA PORTOCARRERO XXX"

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.


*


Anuncios