EN MEDIO DE LA TORMENTA A ANGELIQUE BOYER XXX LE REVIENTAN EL CULITO

La ciudad de Chiclayo donde vivo con mi esposa e hijo soportaba los primeros embates naturales del Fenómeno Climatológico de la Corriente Marítima del Niño que azoto a todo el norte peruano dejando un gran número de familias damnificadas, sin viviendas y sumidos en una extrema pobreza. Pero como hay mal que por bien no venga, el desarrollo de este desastre natural trajo como resultado conocer a angelique boyer xxx una bella muchacha indefensa que necesitaba de mis cuidados.

Sin embargo mi familia estaba protegida gracias a que nuestra casa tenía buenos cimientos. Decidimos almacenar entonces alimentos no perecibles para soportar el tiempo que duraba el fenómeno. Así mismo albergamos temporalmente a algunas familias que habían quedado en la calle en el patio de nuestro Centro Educativo. Una de ellas era la familia entera del viejo jardinero del colegio, compuesta por su hijo mayor, la esposa de este y su nieta angelique boyer xxx de 20 añitos.

Las semanas pasaban y las personas que teníamos en refugio fueron regresando a su casa a excepción de la familia del viejo quienes lo habían perdido todo. El hijo del jardinero y su esposa se fueron de la ciudad en busca de un mejor futuro, quedándose en la pequeña casa del colegio el anciano y su nieta angelique boyer xxx quien por entonces no pasaba de ser para mí una joven campesina desarreglada y sucia. Un día le pedí a mi mujer que la asesore en mejorar su apariencia y así lo hizo. Una tarde al regresar a casa me la encontré lavando vestida con un jean ajustado a sus impresionantes piernas y una blusa de tela muy sexy que permitían ver sus deliciosos hombros y ese par de senos que rebotaban en su caminar.

El sábado por la noche inicio una tormenta más fuerte que las anteriores y se prolongó hasta el día siguiente inundando toda la ciudad. El patio del colegio también lo estaba y tuvimos que vaciar el agua con la ayuda de una motobomba. Eran las 10 de la noche y decidí ir a verificar el avance de los trabajos en el refugio, salí de mi casa dejando a mi mujer dormida junto a mi hijo. Todo estaba en orden y la inundación controlada. Ahí me encontré con angelique boyer xxx sentada al borde del patio. Aquella noche estaba más bella que de costumbre: tenía un short floreado bastante corto y un polo azul que le apretaban sus pechos enormes que provocaron una tremenda erección de inmediato.

Me saludó cordialmente y nos pusimos a conversar amenamente de todo un poco. Me conto que trabajo por un tiempo como sirvienta de una familia adinerada en donde conoció y se enamoró del hijo de los patrones con quien tuvo su primera vez creyendo que era el hombre de su vida, sin embargo fue despedida cuando los padres del muchacho se enteraron de lo que hacían por las noches. Me confesó que ya no lo amaba pero extrañaba las “cositas” que hacían juntos. La confesión de angelique boyer xxx me dejaron muy caliente y al parecer a ella también, pues se atrevió a preguntarme como me iba con mi esposa, pues se le veía muy bonita pero recatada. Su análisis me dejó sorprendido pues era cierto.

–Por ejemplo ¿la chupa bien?

Le confesé que había cosas que a mi mujer no le gustaba hacerme porque decía que ella no era una puta.

–Que tonta, yo le haría de todo a mi hombre.

–¿Y si ese hombre fuera yo?”- me anime a preguntarle.

–Con mayor razón, usted es muy guapo. Me dijo sonriéndome coquetamente.

Su respuesta era lo único que deseaba saber y entonces le dije que también me gustaba mucho. Entonces angelique boyer xxx me guiña el ojo diciendo “si lo he notado, desde que me vio las piernas se le paró el tremendo miembro que tiene”. Sin dejarme decir palabra alguna gateo hasta donde estaba y bajó mi pantalón de buzo liberando mi pene y lanzo un “wow es más preciosa, larga y gruesa de lo que imagine”. Su comentario me arrecho y me dio confianza para preguntarle mientras me la acariciaba “¿y tu ex como la tenia?”, me clavo su preciosa mirada y dijo muy segura: “Ese tonto en vez de pene tenía un chizito”. Entonces se la engulló de golpe regalándome una mamada de pene propia de una profesional. Sabía lo que hacía y me la lacto con maestría chupándome hasta los huevos provocando que descargue varios chorros de leche caliente en su boca, tragándose toda sin dejar pasar ni una sola gota de semen.

–¿Te gustó? Me dijo pasándose la lengua por los labios. Entonces la cargue y besé con mucha arrechura, con ganas de dar el siguiente paso. Pero angelique boyer xxx me detuvo haciéndome ver que era arriesgado pues podrían vernos y tenía razón. Desde esa noche no pude dejar de pensarla, deseando estar una noche con ella. En cuanto mi mujer se fue a visitar a sus padres a Lima, envié a su abuelo a hacer unas compras al centro  asegurándome que se ocupe por varias horas y aprovechar ese tiempo para terminar lo que dejamos pendiente días atrás.

Llegó como a las 10 de la mañana con una blusa de hilo blanco que traslucía su brasier morado y un jean apretado que le dibujaban esas anchas caderas y contorneadas piernas que la naturaleza le había regalado. Me saludo con un beso largo y apasionado, angelique boyer xxx entreabrió sus labios para que nuestras lenguas jugaran entre sí. Me rodeo con sus brazos por el cuello mientras sostenía fuertemente su cintura impregnándome de su perfume delicioso. Me senté en el sofá de mi sala y la puse sobre mí besándonos como dos enamorados mientras mi mano se dedicaba a masajearle ese par de tetas bien formadas cubiertas aun por su incomodo sostén. Se levantó de golpe y fue a poner música en el equipo. Una salsa la hizo moverse muy sensualmente frente a mí mientras yo permanecía en mi asiento boquiabierto observando como jugueteaba con sus cabellos castaños provocándome mucho más.

No demoro mucho en quitarse la blusa, su jean y sus zapatos. Entonces tuve ante mí el delicioso cuerpo de angelique boyer xxx semi desnudo cubierto aun por su lencería morada. Su baile era todo un espectáculo de cabaret en el que ella simulaba los movimientos de una gata en celo esperando ser apareada. Moviéndose sobre la alfombra de la sala llegó hasta mis pies y me quito los zapatos subiendo por mis pantalones hasta mi correa deteniéndose a olfatear mi bragueta descaradamente. Entonces desabrocho mi botón me los bajó junto con mis calzoncillos apoderándose de mi pene que ya estaba erecto y listo para el encuentro con su conchita. Me lo chupo con desesperación, como si en cada mamada de mi miembro se le fuera la vida. Mientras yo me encargué de quitarle el brasier y me adueñé de sus dos melones que eran suaves pero firmes.

No dejó que me viniera, dándome la espalda se bajó la tanguita casi en mi cara y tuve ante mis ojos su enorme culo redondo y parado. Era blanco y olía delicioso. Entonces angelique boyer xxx se acomodó sobre el sofá y abriéndose de piernas me mostró su conchita peladita diciéndome con voz sensual “ven papacito, hazme la sopa con ganas que estoy mojadita”. Me puse de rodillas frente a su cosita y le di una lamida que no tardó en hacerla correr en mi cara mientras con sus manos me apretaba de los cabellos contra ella. Me adueñé de su conchita y me la comí hasta hacerla gritar de mucho placer. Se excito tanto con mi lengua que se puso en cuatro y me dijo al borde de los gritos “métemela de una vez…rápido que me tienes muy caliente”. De una sola estocada le clave mi miembro hasta el fondo de su conchita que aún la tenía apretadita. Al sentir mi embestida no pudo evitar dar un grito, mezcla de dolor y placer que a mí me calentó aún más y le empecé a bombear a toda velocidad haciéndola gritar y aullar de manera excitante.

Tras varios minutos del mete y saca pude notar que tuvo varios orgasmos, incluso cuando me vine dentro de angelique boyer xxx tenía sus piernas salpicadas de nuestros líquidos sexuales. Ambos nos quedamos tendidos en el sofá y ella se incorporó primero gateando hasta mí para coger mi pinga con su boca para empezar a chupármela con gran pasión hasta lograr ponérmela nuevamente al palo y con ganas de seguir penetrándola. Ella volvió a ponerse en cuatro y cuando volví a metérsela me detuvo “no mi amor, ahora quiero que me des por el culo, pero despacito que no lo tengo muy acostumbrado”. Así lo hice y efectivamente tenía el culito bien apretadito y me costó mucho trabajo metérselo. Al inicio le dolió un poco pero finalmente le agrado. Cuando terminamos estuvimos muy agotados. Ella me besaba el pene diciéndome que jamás se había comido una pinga tan grande y gruesa como la mía.

Desde entonces siempre que podemos nos vemos a escondidas en el colegio y lo hacemos en el cuarto de su abuelo quien aún es el jardinero de la institución. Y aunque ya no está bajo mi custodia angelique boyer xxx siempre vuelve para que le maltrate su culito con mi enorme pinga.

 

Destacados


























































Be the first to comment on "EN MEDIO DE LA TORMENTA A ANGELIQUE BOYER XXX LE REVIENTAN EL CULITO"

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.


*


Anuncios